Biografía Literaria

Felicidad Batista (Arafo, Tenerife). Licenciada en Geografía e Historia. Especialidad en Historia del Arte. Escritora y bibliotecaria de la Biblioteca de Presidencia del Gobierno de Canarias. Autora de la novela Finis Mare 1ª ed. (2017), 2ª ed. (2018), 1ª reimpresión 2020; Relatos de la Patagonia (2017), 3ª reimpresión 2019 y Los espejos que se miran (2014), 2ª reimpresión 2018.

Ha publicado en treinta y cinco antologías. Ha escrito para revistas literarias en Venezuela, Argentina, Chile, Perú y España. Ha colaborado en secciones literarias de periódicos canarios y de Aragón y Valencia.

Declarada su actividad literaria de Interés Cultural por la Secretaría Cultural de Mar del Plata (Argentina).

Vicepresidenta de la Asociación Cultural Canaria de Escritores-ACTE, donde dirige la colección de narrativa Teide. Socia de la Asociación Cultural Canario Argentina Pedro Lino (ACCA). Pertenece al colectivo literario Generación Bibliocafé de Valencia.

Colabora en las revistas digitales Tamasma Cultura en la sección “Tinta de drago” y en Tenerife en Activo. Pertenece al grupo literario “Voces desde la intimidad”. Participa en el programa de radio cultural Faro al Sur de Argentina con la sección “Desde el otro faro”. Impartió una master class sobre el género del microrrelato en UNICEN, Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires (Quequén), en el I Encuentro Internacional de Microrrelato organizado por el Centro Cultural Kemkem. Participó en el Festival de Literatura y Viajes “Periplo” (Puerto de la Cruz). Jurado de certámenes literarios internacionales en Argentina, Chile y España.

Primer premio I Certamen Pleamar de Microrrelato, Argentina. Segundo Premio 55º Concurso Internacional Poesía y Narrativa, Argentina. Segundo Premio XIII Certamen del Centro Cultural del Tango, Argentina. Tercer Premio XII Certamen del Centro Cultural del Tango, Argentina, Premiada en el Concurso Literario Gonzalo Rojas Pizarro y en el Certamen Internacional Lebu en pocas palabras en Chile. Primeras Menciones, Menciones especiales, de honor y finalista de distintos certámenes literarios nacionales e internacionales.

sábado, 20 de julio de 2013

Despedida de mi ordenador





Primero fue una lluvia de acentos en diagonal. Siguieron líneas de agua en vertical. Y finalmente una pantalla azul con textura de escamas. El ordenador se despidió silencioso y se zambulló en su mar. Después de ocho años toca poner fin a una larga e intensa relación. Conoció mucho más de mí que yo de él pero, al menos, me quedan sus archivos que un amigo salvó antes de sumergirse definitivamente. Echaré de menos sus teclas, el gatito que iniciaba nuestras sesiones y el sonido de las noticias que llegaban. Y a quien me lo regaló decirle que fui muy feliz con él. He iniciado una nueva relación con otro ordenador, será conflictiva al principio y tengo la certeza que menos duradera. Pero estamos en esa deliciosa fase de descubrimiento.
La próxima semana publicaré un nuevo relato y espero ir visitando todos los espacios que tengo sin actualizar. 
Ya estoy navegando por los aires con mi nueva máquina. Vuelo rasante que me hace sentir como en la escena inolvidable de Memorias de África (Out of Africa)






30 comentarios:

  1. Hola, Felicidad.
    Fue bonito mientras duró, pero ahora tienes a otro con el que compartir...
    Menos mal que pudiste salvar su memoria, porque es la parte màs dolorosa cuando cambias de PC. Cada vez son más modernos y mejores, con lo que en un par de dìas te has hecho con él.


    Un beso muy grande.

    Pd: Espero tu próximo cuento antes de vacaciones.

    ResponderEliminar
  2. Towanda, sí, lo peor en estos casos es cuando se pierde la información almacenada. Menos mal que el ordenador en su lenguaje me envió algunos avisos. Pregunté a un amigo informático y él me lo salvó. Aún estoy comprobando en el disco duro exterior si se ha conservado todo.
    Amiga publicaré como muy tarde el martes.
    Si ya estás de vacaciones, yo estoy a punto, que tengas un feliz y merecido descanso.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Mi estimada Felicidad:

    Emprendes ahora el vuelo fantástico hacia lo nuevo, el descubrimiento de una nueva posibilidad que, de alguna manera, es la continuación de tu relación con tu viejo ordenador; la tecnología es ese vuelo fantástico que nos lleva a descubrir ese mundo inimaginado que nos permite en fracciones de segundo estar en contacto con el mundo.
    Mucho le debes a tu viejo ordenador y abrá una nueva simbiósis con el nuevo.
    Recibe mi abrazo querida amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Gustavo, pasé muchas horas con mi viejo ordenador. Momentos brillantes y no tanto. Él conoció esas largas horas de trabajo, y borrado, y vuelta rehacer. Objetos que pese a su frialdad tecnológica, se vuelven recuerdos que encierran emotividades.
      Un abrazo grande

      Eliminar
  4. Felicidad, tuviste mucha suerte porque no perdiste ningún archivo, recuerdo yo cuando mi primer ordenador se estropeó, me quedé sin nada, tooodo se me perdió, no te imaginas qué disgusto tuve, así que tú tienes que estar contenta querida amiga, por haber podido salvar tus archivos y documentación, y con tu nuevo pc, mucho más moderno, todo será más especial, aunque suele dar pena decir adiós a lo que tantos años nos ha acompañado.

    Esperaré tu nueva entrada, querida amiga, como agua en Mayo.

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, sí fue suerte y el hacer inestimable de un amigo que me lo rescató del disco duro. Imagino como te sentirías al perder todo ese material ya irrecuperable. Comprendo el enorme disgusto amiga.
      El ordenador no deja de ser un objeto reemplazable por otro, pero reconozco que me dolió un poco. Fueron años de mucho trabajo juntos.
      Amiga poeta, gracias por tus palabras y un abrazo grande

      Eliminar
  5. Felicidad, todo tiene un principio y un fin, asi es esto de la tecnologia, lo bueno de esto es que pudiste salvar tus archivos.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Betty, sí amiga, lo más importante es salvaguardar los archivos. Es una precaución que nunca debemos olvidar. La tecnología es fantástica pero si falla puede ser una catástrofe.
      Un fuerte abrazo y feliz domingo

      Eliminar
  6. Sin dudas la epoca del descubrimiento es toda una aventura llenas de expctativas e ideas de fascinante futuro, espero que se cumplan todas!
    Un beso grande y esperamos tu proxima entrega.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Carolina, así es, en relación a mi vieja computadora, ésta nueva, me parece una nave espacial. Veloz y para mi visión maltrecha mucho mejor. Pero después de tantos años y tantos momentos con el anterior, tengo una sensación de despedida. Aunque también de confort con el nuevo.
      Ya te iré narrando como sigue nuestra relación.
      Un abrazo grande y feliz domingo

      Eliminar
  7. Muy importante la costumbre de mantener siempre al menos un respaldo de la información.
    Las nuevas máquinas y programas siempre traen progresos en sus prestaciones para beneficio de los usuarios, ya pronto te acostumbrarás a tu nuevo aparato hasta que cumpla su ciclo, lo bueno es que todo es en aras del arte de la literatura.
    Besos querida Escritora, estaré pendiente de tu relato!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aristos, sí, es imprescindible hacer copias de seguridad. No era mi costumbre pero es fundamental.
      La obsolescencia de las máquinas está programada. Y los aparatos apenas duran un tiempo o bien las constantes actualizaciones impiden un uso prolongado
      Ya nos vamos adaptando y configurando la nueva computadora.
      Besos

      Eliminar
  8. Ese vuelo rasante merece la pena si puedes sentir el aroma y las sensaciones que te provoca, seguro que nacerán nuevos y bellos relatos como son todos los tuyos...
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Aniagua
      Espero que este sostenido vuelo, planeando sobre los misterios que esconde esta nueva máquina, aterrice en tierra fértil y podamos regresar a la cotidianidad de la escritura sin más sobresaltos técnicos.
      Gracias y un abrazo muy cercano

      Eliminar
  9. Querida Felicidad, lo importante es que se hayan salvado los archivos de todo lo escrito, siempre hay que pensar en posibles eventualidades y respaldar todo.
    Un gran abrazo, amiga, esperamos tus palabras desde el nuevo ordenador.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, sí, como le comentaba a Aristos, es imprescindible hacer copias de seguridad. En cualquier momento puede surgir una contingencia y todo se puede venir abajo,
      Lo más curioso, querida amiga, que el ordenador definitivamente se cerró cuando escribía un relato sobre un naufragio. Estaba llegando al final y de repente comenzó a hacer todo cuanto describo. Curiosidades de las máquinas.
      Un abrazo muy grande y buen domingo

      Eliminar
  10. Nos encariñamos con las cosas que nos acompañan y son parte de nuestra vida y un ordenador es un compañero fiel.
    Mi ordenador tiene siete años, vamos pisando los talones al tuyo, sera tiempo de ir pensando en otro...

    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María Rosa, los objetos se vuelven acompañantes y con el ordenador interactuamos y nos acostumbramos a sus manías y él a las nuestras.
      Estimada amiga yo te aconsejaría que fueras previsora y no dejaras de hacer copias de respaldo. Nunca se sabe.
      Un abrazo grande

      Eliminar
  11. Hola Felicidad: Pronto viajarás muy cómoda en tu nueva máquina y si por ahí derrapas, te sobrepones y sigues adelante. Las relaciones dejan recuerdos y el bagaje del que ya no está, para tu caso, es inmenso. Mucha suerte con el nuevo. Yo te seguiré esperando aunque él no me conozca. Auguro una relación más sólida para esta etapa. Un fuerte y perfumado abrazo, amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Zuni, lo más importante es permanecer en contacto y mantener la comunicación.
      La tecnología es fascinante y tiene más ventajas que inconvenientes. Pero a veces por falta de precaución nos podemos llevar una desagradable sorpresa. Por fortuna salvé los archivos.E
      Estimada amiga un abrazo muy cálido

      Eliminar
  12. A volar se ha dicho!
    Despedir con gratitud al que se fue y recibir con alegria al nuevo... a quien le doy la bienvenida ya que será el encargado de transportar por el éter tus creaciones para que lleguen a nuestras ventanas jaja.
    Besos mucho querida Felicidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Adriana, volando y sobrevolando sobre teclas nuevas y más sensibles que las de mi vieja computadora, acostumbrada a esa lluvia contundente de dedos. Éstas, apenas necesitas un leve roce y ya multiplican las palabras. Tenemos que seguir conociéndonos. Y sí, muy pronto esta nueva nave cumplirá su función y pronto estaremos tocando en la ventana de tu pantalla jejejeje
      Besos mi querida amiga

      Eliminar
  13. Felicidad, me encanta que nos relates el fin de una relación con tu optimismo y buen humor que hacemos nuestro,amiga...Ese nuevo encuentro promete y siento ya la emoción de la nueva aventura, que juntos viviréis con gran sentimiento y placer,Felicidad.
    Mi gratitud por esa exquisita maestría que siempre nos regalas y que nos impulsa a crear y recrear la vida...Una gozada siempre leerte.
    Mi abrazo inmenso y mi cariño, compañera y amiga.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María Jesús, sin duda todo lo que es sustituible poca pena nos debe causar. Pero los objetos algunas veces se vuelven una parte más de nuestro entorno y adquieren cierta emotividad.
      Y sí que nunca nos falte cierto sentido del humor ante las adversidades. Lamentarse sí, pero a continuación buscar una solución a cada problema.
      Gracias ti estimada amiga por venir y estar en este Café Literario. Una alegría.
      Un abrazo grande

      Eliminar
  14. ¡Oh! ¡Es un dolor! Yo lo sé. Mi relato es triste pues no fue muerte natural como el naufragio de tu ordenador, sino un accidente imperdonable. Estaba yo con mi ya achacosa mac blanquita, cuando el gato brincó del ropero al escritorio (bueno, es a la mesa... es una larga historia de porqué en el comedor tengo el ropero) y la puerta suelta (¡ah! ¡porque es otra larga historia esa puerta que ya ni abría ni cerraba sino que estaba ahí, inútil provocando futuras contingencias), decía ¿qué decía? ¡ah sí, eso! el gato saltó del ropero a la mesa empujando la puerta que cayó sobre la taza de café, cuyo contenido, ya frío, se proyectó directamente contra la tarjeta madre de la Mac blanquita, silenciándola abrupta y eternamente... un zumbido de dos o tres segundos... una especie de Duuumm... y se acabó. pero fue entonces que el disco de respaldo conectado vía la Time Machine salvó la tarde, la tesis y mi vida... pues en cuanto pude tener el nuevo ordenador en mi manos, se recuperó todo, tal cual, hasta en la página en que estaba trabajando.

    Que la nueva relación sea feliz, larga y próspera, y que Dropbox respalde tanta creatividad futura...

    un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Espoji, pese a la tragedia que me relatas sobre el final de tu mac blanquita, no he podido dejar de sonreír a lo largo de la lectura de tu comentario. Siempre con esa ironía inteligente que vuelve el drama en agridulce. Me gusta mucho leerte y como describes esta historia me parece genial.
      Escribí un cuento sobre un gato y sus peripecias pero tu historia supera a la ficción mi estimada Esponjita. Imagino al gatito asustado entre saltos, puertas que se caen y ese café avanzando como un río contaminado de petróleo rumbo a las entrañas de la computadora.
      Menos mal amiga que salvaguardaste todo.
      Confío en que mi nueva relación sea larga.
      Un fuerte y cálido abrazo

      Eliminar
  15. Hola Felicidad
    Se lo ve joven todavía a tu ordenador pero se ve que tienen una vida útil, menos mal que pudiste recuperar lo que tenías archivado. Eso me preocupa, porque yo en el mio tengo bastante, y es parecido al tuyo aunque tengo otro de escritorio.
    Un beso Felicidad y a disfrutar de nuevo amigo. Un cariño grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Luján, exteriormente mi computadora gozaba de juventud pero debí someterla a un excesivo trabajo y tomó la decisión de cerrar definitivamente.
      Lo que sí es fundamental amiga es realizar cada poco tiempo copias de seguridad.
      Besos

      Eliminar
  16. Querida Felicidad
    Que bueno, que pudiste organizar tus cosas sin perdidas, la relaciòn con las màquinas a veces ponen a prueba nuestra paciencia y nuestro ego salta al ruedo,
    Un abrazo cariñoso,
    Carneb

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querida Carmen
      Sí, sustituir la computadora no ha sido difícil pero despedirme de ella un poco. Han sido unos años de mucho trabajo pero todo tiene un tiempo.
      Un abrazo muy grande hasta Santiago

      Eliminar